Brasil

Hallazgos del informe

Brasil es el país más peligroso del mundo para los defensores de los derechos humanos indígenas. Durante la visita de la Relatora Especial a Brasil en 2016, los miembros de una comunidad en Mato Grosso do Sul mostraron las heridas de bala en sus cuerpos y las tumbas de sus familiares asesinados. También relataron incidentes de detenciones arbitrarias, tortura y criminalización de sus líderes. El gobierno y las organizaciones de la sociedad civil que trabajan con los pueblos indígenas le proporcionaron informes perturbadores sobre un patrón regular de amenazas e intimidación por parte de actores estatales y privados. La impunidad es generalizada en caso de los ataques, los asesinatos y la intimidación de los Pueblos Indígenas. Este violencia surge con frecuencia en contextos donde los Pueblos Indígenas intentan hacer valer sus derechos sobre sus tierras y  está vinculada siempre con la criminalización de los líderes indígenas.

TESTIMONIO DE LA CUMBRE DE CRIMINALIZACIÓN DE LA
RELATORA ESPECIAL EN GINEBRA EN MARZO DE 2018

Organización

Aty Guaso Kaiowa E Guarani

Vocera

Inaye Gomes Lopes

Observaciones notables

7:39: “Hay una gran criminalización. Está muriendo mucha gente en Brasil. Bueno, muriendo no, están siendo asesinados. Una cosa es morirse, otra cosa es que te maten. Y está sucediendo especialmente en Mato Grosso, en el sur, cerca de Paraguay. Está sucediendo en muchos lugares, y acaban de escuchar lo que ha pasado en el mismo Río de Janeiro. Entonces, es como muy habitual ahora disparar y matar a los líderes y a las lideresas".